Milagros Alario, reelegida como Defensora de la Comunidad Universitaria

La profesora de Geografía en la Facultad de Filosofía y Letras, Milagros Alario Trigueros, ha sido reelegida por mayoría absoluta del Claustro universitario para un nuevo mandato en la Defensoría de la Comunidad Universitaria.

 

Milagros Alario Trigueros:

Milagros, además de la docencia, ha centrado sus estudios y su vida laboral en la investigación de la Geografía Rural. Dentro de esta línea, sus objetivos se han orientado hacia las políticas de reforma estructural de la actividad agraria, entre otras cuestiones relacionadas. Además de un libro fruto de un proyecto financiado sobre un Atlas de los Regadíos de Castilla y León y numerosos artículos, Milagros participa en la Cátedra de Estudios de Género y en el Grupo de Investigación Reconocido y de Excelencia «Mundo Rural», ambos de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Valladolid.

 

Defensoría de la Comunidad Universitaria:

La Defensoría de la Comunidad Universitaria, está formada por el Defensor o Defensora de la Comunidad Universitaria, el jefe o jefa de Negociado y por un adjunto del sector profesorado, un adjunto del sector alumnado y otro del sector PAS (Personal Administrativo y Servicios) de la Universidad. La Defensora, Milagros, se encarga de proteger y defender los derechos del personal universitario, ya sean docentes, estudiantes o PAS. Las tareas que lleva a cabo, apoyada por el resto de componentes de la Defensoría, son, aparte de velar por los derechos de estas personas, tramitar quejas y mediar entre los miembros de la comunidad universitaria.

Por tanto, las funciones son:

  • Recibir y tramitar las quejas que son enviadas, buscando soluciones a las mismas ante los diferentes órganos y servicios universitarios.
  • Formular sugerencias y recomendaciones a los responsables de los órganos de gobierno y administración de la Universidad.
  • Actuar como mediadores y conciliadores cuando es requerido para ello por cualquier miembro de la comunidad universitaria.
  • Recibir consultas de diferentes tipos y temas, tanto de miembros de la comunidad universitaria como de fuera de ella, aunque siempre relacionadas con temas universitarios.

 

Recordad que todos los miembros de la comunidad universitaria podrán presentar quejas y dudas ya sea de forma individual o colectiva y también aquellos que no formen parte, pero que pueden estar afectados por algún acto relacionado con la Universidad. No serán válidas aquellas que queden pendientes de algún proceso judicial, de asuntos privados entre particulares o de expedientes administrativos disciplinarios.

X